Tome pal pinto

Manicure con secadores de esmalte podría dar cáncer y dañar el ADN de sus manos, según estudio

La exposición prolongada a estas máquinas podría estar relacionada con un riesgo mayor de desarrollar cáncer a la piel. Sin embargo, los autores no pudieron establecer una relación directa con esta enfermedad.

Un grupo de investigadores ha descubierto que una exposición prolongada a la fuente de radiación provocada por los secadores de esmalte para la manicura podría dañar el ADN de las manos y significar un riesgo de desarrollar cáncer, según se detalla en un nuevo estudio publicado por la revista Nature.

Es sabido que la alta exposición a los rayos ultravioletas (UV) está relacionada con el cáncer a la piel. No obstante, poco se conoce sobre los efectos de las luces emitidas por los secadores de esmalte para uñas disponibles en los salones de belleza.

Si bien estos artefactos tienen una intensidad mucho menor de rayos UV sobre la piel que un solárium, los autores del nuevo estudio aseguran que antes de esta investigación “no había ninguna compresión molecular de lo que estos dispositivos estaban haciendo con las células humanas”.

Células muertas y cáncer
Los científicos, guiados por el principal autor, Ludmil Alexandrov, habían observado que varias personas que habían sufrido cáncer en sus manos se exponían frecuentemente a las luces ultravioleta de estas máquinas.

Para averiguar más al respecto, expusieron las células humanas y de ratón a los rayos UV de secadores de esmalte durante dos sesiones de 20 minutos -separadas por una hora de descanso-, y observaron que alrededor del 20 al 30 por ciento de las células habían muerto.

Cuando repitieron el ejercicio por 20 minutos de exposición diaria y durante tres días seguidos, los científicos notaron hasta un 70 por ciento de muerte celular, daños en el ADN y mutaciones relacionadas con el cáncer de piel.

“Este estudio demuestra que la radiación UV emitida por los secadores de esmalte de uñas puede dañar el ADN y generar mutaciones de forma permanente”, afirmaron los investigadores.

Riesgo de cáncer
Sin embargo, se trata de una comparación extrema, ya que, durante una sesión, las personas dejan expuestas sus manos bajo estas luces durante solamente unos 10 minutos.

Si bien no se pudo establecer una evidencia directa con el cáncer, los científicos ahora creen que, posiblemente, una exposición frecuente a esta luz UV de los secadores de esmalte podría significar un riesgo para la salud, por lo que piden seguir investigando.

“Se necesitan futuros estudios epidemiológicos a gran escala para cuantificar con precisión el riesgo de cáncer de piel de la mano en personas que utilizan regularmente secadores de esmalte de uñas por rayos UV”, escribieron los autores en su publicación.

Aunque no será en el corto plazo: “Es probable que dichos estudios tarden al menos una década en completarse y luego informar al público en general”, añadieron.

Por Deutsche Welle

© Todos los derechos reservados 2021, cualquier uso requiere autorización de TPP MEDIA | contacto@tomepalpinto.com Sitio certificado por Google News